miércoles, 25 de agosto de 2010

Turco, un héroe en Haití

Hoy “Aventuras a cuatro patas” recordamos esta bella historia de hace unos meses, la historia de Turco, un perro labrador que pasó de estar al borde de la muerte a ser todo un héroe en Haití salvando 18 vidas.


Nuestro compañero fue abandonado como tantos otros cuatro patas con una herida en el cuello para quitarle el microchip… muy triste; sin dueños, sin su amos, viviendo por Tarifa hasta que acabó en un campo de maniobras militares, destrozado, hambriento y triste, traumatizado e incapaz de ladrar por todo lo que había sufrido.


Y apareció la soldado profesional de 22 años Cristina, gracias a la que Turco se curó de sus heridas, gracias a la que puedo sentir los mimos y el amor sincero de un humano. Vivieron 8 meses maravillosos pero el destino de Turco era llegar muy alto y ser todo un héroe.


En Valladolid, donde vivía la familia de su ama, un bombero del grupo de especialistas de rescate de Castilla y León lo vio y encontró en él a un futuro perro que podría ayudar a mucha mucha gente. Cristina sólo tenía tres condiciones si se quedaban con él: que no se le cambiará el nombre, que ella le pudiera volver a ver y que si no superaba las pruebas al no poder ladrar que se lo devolviesen.


Pero Turco las superó y ladró, y corrió y gastó energía y empezó su entrenamiento para salvar vidas, para moverse entre escombros, para olfatear y encontrar el olor de los humanos y distinguir si están muertos o vivos, compenetrarse con su compañero humano… y de premio: las caricias, las golosinas, el amor que tanto le faltó al principio.


Y llegó su momento: Haití; junto a otro compañero, Dopy, llegaron a la tragedia junto a siete bomberos y demostraron cual era su trabajo: salvar vidas; en medio de tanto dolor y sufrimiento con 150.000 muertos, hubo 18 finales felices, 18 historias de vida en las que participó Turco.


Ya de vuelta a España, con Cristina orgullosa por el perro que rescató, por el perro al que dio una oportunidad de vida, Turco sigue su vida jugando con Dopy, y formándose para volver a dar esperanza de vida en lugares de tragedia. Os recomendamos el reportaje completo: http://xlsemanal.finanzas.com/web/articulo.php?id=52638&id_edicion=4927&salto_pagina=0


Estamos en contacto en:


Email: redaccionaventurasacuatropatas@gmail.com


En nuestra página oficial en Facebook: http://www.facebook.com/group.php?gid=115670311800572#!/pages/Aventuras-a-cuatro-patas-Magazine-online-sobre-perros/126657224020697?ref=ts


En Twitter: http://twitter.com/Aventuras4patas


Lametazos

2 comentarios:

Susana Terrados Sánchez dijo...

Qúe bonito homenaje a Turco, en especial, y todos aquellos que le pudieron ayudar.
Ojala hubiera más gente así.
GRacias por recordarnos su historia, de vez en cuando una hisotria con final feliz nos alivía un poco.
Saluditos.

Cris dijo...

Que historia mas bonita y tierna.
Gracias a Cristina, Turco tiene el amor que se merece, el hogar que necesita y 18 vidas se han salvado.

La verdad, es que a menudo los humanos nos "aprovechamos" de los perros al maximo: perros bomberos, perros policías, perros de asistencia para discapacitados, perros de compañia, perros pastores y un largo etc....

y como les pagamos todo este servicio y ayuda que nos prestan? con abandonos, con "carceles", con prohibiciones de acceso (lo dificil que es ir con tu perro por ahí...)

y sinceramente... molesta mas un perro en la playa o que el pescador de turno tire el anzuelo en la arena, que la tipica familia deje los restos de la comida en la playa (pañales de niño, latas, botellas de cristal...) o que diferencia hay entre el pis de niño y el pis de perro? es mas toxico el de perro?

tan solo son reflexiones

saludos!!!

PS: repito, una historia preciosa, que yo desconocia, gracias por compartirla y poder recordar que un cuatro patas puede ser un heroe de verdad :)

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.